Una mañana fría y lluviosa fue el marco de la misa en conmemoración del Día del Policía, celebrada este domingo en la iglesia Sagrado Corazón de Jesús, en donde acudieron decenas de elementos municipales a recibir palabras de fe y honrar a sus familias y a la comunidad.

Durante la misa, el Comisario General de la Policía Preventiva y de Tránsito Municipal, Luis Alberto Campa Lastra, participó leyendo el fragmento de la carta del Apóstol San Pablo a los Efesios, haciendo referencia a que se conserven íntegros en su fe y en sus valores.

Los policías, firmes y atentos atendieron cada detalle de la misa, y recibieron un emotivo mensaje por parte del presbítero que ofició el servicio, Víctor Hugo Serrano Gerardo, quien les deseó mucha paz y alegría para sus vidas y las de sus familias.

“Que Dios los cuide, proteja y concilie, y que sus familias vivan en la confianza y tranquilidad de que están bien, porque su labor es dura, pero tiene sus recompensas al dar un servicio tan importante a la comunidad, como es el velar por la seguridad”, les comunicó.

Los elementos de la Policía Municipal hicieron entrega de ofrendas en alimentos y productos de limpieza que ellos reunieron, para colaborar con la labor de la iglesia de apoyar a aquellos en condición de calle, a los migrantes y niños en desamparo.

Al final, el padre Serrano Gerardo los invitó mantenerse honorables y les extendió una calurosa bendición. “Larga vida, vayan en paz”, concluyó.

La ceremonia finalizó dentro del recinto con una jornada de abrazos y buenos deseos por parte del comisario, colegas y familiares.

Deja un comentario