Después de permanecer internada por más de 46 días en el Hospital General de Ciudad Obregón, a su egreso, la señora Silvia señaló que el Covid-19 ha resultado una de las peores crisis de salud en sus 58 años de vida.

Recordó cómo al ingresar al hospital en estado grave por el Coronavirus, tuvo que ser intubada y estar en este procedimiento de ventilación mecánica invasiva por más de 15 días. La paciente ya recuperada asegura que nunca pensó la gravedad que pudiera causarle esta enfermedad a su salud.

“Gracias a Dios me siento bien, cuando llegué sentía que podía morirme, mi mente estaba en blanco y ni supe cuando me intubaron’’, subrayó.

Por lo que hizo un llamado a la población a creer en el Covid-19 y tomar las medidas necesarias para prevenirlo, pues es algo real y puede llegar a ser muy dañino para la salud.

‘’Es una enfermedad que es algo muy serio, no hay que tomarla a lo ligero, es una prueba que nunca pensé fuera a pasar’’, subrayó.

Por último, envió un mensaje de agradecimiento al personal médico del Hospital General de Ciudad Obregón, a los cuales dijo estar muy contenta por ayudarla a recuperar su salud.

‘’No tengo ninguna queja de los doctores, muchas gracias a todos porque todos me trataron bien, todo para adelante primero Dios’’, culminó.

Deja un comentario